RENTA DE 2022: LA DECLARACIÓN CON MÁS CAMBIOS DE LA HISTORIA

519
RENTA DE 2022 LA DECLARACIÓN CON MÁS CAMBIIOS DE LA HISTORIA

La campaña de la Renta de 2022, que haremos en 2023, correspondiente al ejercicio fiscal que acabará este año, será una de las más novedosas de los últimos años por las numerosas reformas fiscales que han tenido lugar durante 2022. Las grandes novedades de la próxima declaración de la Renta son la deflactación del IRPF en algunas comunidades, la reducción por rendimientos del trabajo sobre sueldos brutos entre 15.000 y 21.000 euros y la ampliación de 14.000 a 15.000 euros del mínimo exento de tributar en el IRPF. Aunque quienes más cambios experimentarán serán los trabajadores autónomos, señala la plataforma para hacer la declaración de la Renta TaxDown.

Deflactaciones de IRPF

En el ámbito autonómico, uno de los grandes cambios proviene de la deflactación del IRPF en algunas comunidades. En el caso de la Comunidad de Madrid, las rentas más bajas serán las que logren un mayor beneficio de la medida ya que tendrán una rebaja de la cuota del 6,26% para un sueldo bruto de 20.000 euros. En el caso de los ciudadanos con un sueldo de 32.600 euros anuales, será del 2,71%, situándose en el 1,49% para un sueldo de 90.000 euros. Con esta medida, se calcula que se conseguirá un ahorro de casi 200 millones de euros y que afectará a más de 3 millones de madrileños.

Otra de las mayores modificaciones en la fiscalidad del IRPF proviene de la Comunidad Valenciana. El pasado mes de septiembre, el Gobierno de Ximo Puig anunció la reducción del tramo autonómico de IRPF para el próximo año, con efectos retroactivos al 1 de enero de 2022, que beneficiará a los contribuyentes que tengan una renta menor de hasta 60.000 euros al año. Esta y otras iniciativas impulsadas por el Ejecutivo supondrán un ahorro de 111 euros de media por valenciano. Por su parte, Andalucía ha suprimido el Impuesto de Patrimonio en su comunidad además de deflactar también la cuota autonómica del IRPF en un 4,3% así como Galicia o Murcia que también han anunciado deflactaciones que afectarán a la Renta de 2022, según informan desde TaxDown.

Los grandes cambios a nivel nacional

En el ámbito estatal el Ejecutivo central también ha puesto en marcha algunos cambios. El Ministerio de Hacienda y Función Pública presentó el pasado mes de septiembre un paquete de medidas fiscales “orientado a la justicia social y la eficiencia económica”, la gran reforma fiscal del actual Ejecutivo. Entre las novedades fiscales previstas, se encuentran modificaciones de tipos en el IRPF, los límites a las aportaciones a sistemas de previsión social, nuevos impuestos a las grandes fortunas, o los beneficios fiscales incluidos en la Ley de Empresas Emergentes, más conocida como Ley de Startups.

Aunque la principal modificación será la reducción por rendimientos del trabajo sobre sueldos brutos entre 15.000 y 21.000 euros, cifra que equivale al salario mediano de España, explican desde TaxDown. Según cálculos del Gobierno español, esta medida supondrá una rebaja para el 50% de los trabajadores, y conllevará un ahorro de 1.881 millones de euros. Además, también se amplía de 14.000 a 15.000 euros el mínimo exento de tributación en el IRPF, lo que implica que por debajo de 15.000 no habrá que pagar IRPF, ni vía retenciones ni como resultado de la declaración. Esto garantiza, por ejemplo, que un trabajador que hoy gana el SMI, fijado en 14.000 euros, no tributará por IRPF cuando el Gobierno aumente el Salario Mínimo Interprofesional en 2023. También supone que un trabajador que hoy gana 14.500 euros y tributa por IRPF dejará de pagar el impuesto.

Este cambio se reflejará en la declaración de la Renta de 2022 y conllevará la modificación de las tablas de retención. Por correlación, también se elevará el límite de obligación a declarar, no obstante, ese cambio no será efectivo hasta 2023, señalan a LA RAZÓN desde la Agencia Tributaria. Así, tanto en la declaración anterior (2021) como en la actual (2022), los contribuyentes con dos o más pagadores están obligados a hacer la declaración de la Renta si obtienen rentas del trabajo iguales o superiores a 14.000 euros, siempre y cuando las cantidades percibidas del segundo y restantes pagadores superasen los 1.500 euros anuales. En cambio, los contribuyentes que tengan más de un pagador y no sobrepasen esos 1.500 euros no están obligados a declarar hasta los 22.000 euros, el límite general. En 2023, en los supuestos inferiores a 1.500 euros se mantendrá el límite de 22.000 euros, mientras que cuando se superen los 1.500 euros el límite de obligación para declarar subirá de 14.000 a 15.000 euros.

Otra novedad importante afecta a la deducción por maternidad. Hasta ahora, esta ayuda iba dirigida solo a las madres trabajadoras que obtenían un máximo de 100 euros mensuales por cada hijo menor de tres años. A partir de 2023 esta ayuda se hará universal llegando también a todas aquellas madres que no tengan empleo fijo y se encuentren en el paro. Esta medida entrará en vigor el próximo mes de enero de 2023 y tendrá unos beneficios fiscales de algo más de 200 millones de euros, según han indicado desde el Ministerio de Hacienda y Función Pública.

Autónomos, quienes más cambios experimentarán

Aunque, sin duda, quienes más cambios experimentarán serán los trabajadores autónomos. La Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2023 incluirá una rebaja adicional en el IRPF de cinco puntos porcentuales en el rendimiento neto de módulos, lo que permitirá que 577.688 autónomos se ahorren 68 millones de euros, según previsiones del Ejecutivo.

Además, los autónomos que tributan por estimación directa simplificada aplican actualmente una reducción automática del 5% del rendimiento neto con un importe máximo anual de 2.000 euros. Esto incluye los conocidos como gastos deducibles de difícil justificación, cuyo porcentaje de reducción se            elevará hasta el 7%, reduciendo la factura fiscal en 116 millones de euros para casi un millón de trabajadores por cuenta propia.

“La declaración de 2022 que haremos en 2023 acarrea cambios sustanciales para la ciudadanía española, pero especialmente para los autónomos. En un estudio reciente elaborado por TaxDown, averiguamos que el 68% de los autónomos afirma tener demasiadas obligaciones fiscales. Por esta razón, hemos desarrollado una nueva herramienta destinada para ellos, con el objetivo de simplificar y facilitar las obligaciones fiscales”, explica Enrique García, CEO de TaxDown.

Fuente: larazon.es/economia

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí